cocina campesina


editorial at/@
tortillaconsal punto/dot com


Lo que Petrocaribe significa

por toni solo 18 de enero 2009

Fueron catorce los países que firmaron el Acuerdo Petrocaribe en Puerto La Cruz, Venezuela el 29 de junio 2005. Muchos de los firmantes probablemente no pensaban mucho más allá de buscar un mecanismo de mejorar sus políticas de energía en el contexto de la incertidumbre inmediata con respecto a los precios del petróleo. Entre estos países son naciones pequeñas como Antigua y Barbuda, Belice, las Bahamas, Dominica, Grenada, Guyana, San Cristóbal y Nieves, Santa Lucía, San Vicente y las Granadinas y Surinam. También habían países más grandes como República Dominicana, Jamaica y los dos países más fuertes que iniciaron la iniciativa de Petrocaribe, Cuba y Venezuela.

En la tabla que sigue, se puede ver el tamaño de las poblaciones de cada país y de sus economías. Vale la pena notar la relación entre población y poder económico. Este grupo original de Petrocaribe tiene un producto interno bruto por persona de casi US$11,000. Más tarde, al unirse Haití y los países centroamericanos a Petrocaribe, aquella cifra baja a apenas US$8000. Eso es porque, a pesar de aumentar la población cubierta por Petrocaribe en un 75%, la adición de los nuevos miembros solo incrementó el producto bruto interno total del grupo un 30%.

Petrocaribe a junio 2005




País

Población

PIB  (ppp)  US$ millones

PIB (ppp) x persona US$

San Cristobal y Nieves

39,000

720

18,462

Dominica

72,000

640

8,889

Antigua y Barbuda

82,000

1,500

18,293

Grenada

90,000

1,100

12,222

San Vicente y las Granadinas

118,000

1,000

8,475

Santa Lucía

159,000

1,800

11,321

Belice

301,000

2,400

7,973

Bahamas

307,000

8,500

27,687

Surinam

376,000

3,840

10,213

Guyana

770,000

2,800

3,636

Jamaica

2,800,000

20,480

7,314

República Dominicana

9,505,000

61,700

6,491

Cuba

11,400,000

125,500

11,009

Venezuela

26,414,000

334,300

12,656

Total

52,394,000

565,560

10,794

Nuevos miembros depués de 2005




Haití

8,924,000

11,380

1,275

Nicaragua

5,785,000

16,170

2,795

Honduras

7,639,000

32,260

4,223

Costa Rica

4,200,000

45,770

10,898

Guatemala

13,000,000

64,760

4,982

Total

39,548,000

170,340

4,307

Petrocaribe al fin de 2008

91,942,000

735,900

8,004



Lo que une a todos estos países es la debilidad de sus economías frente al "libre mercado" internacional capitalista. Esta debilidad se vio dramáticamente durante la crisis del primer semestre de 2008, cuando los precios de los alimentos y del petróleo subieron a niveles que amenazaron la estabilidad de toda la región. La crisis regional tuvo dos efectos políticos importantes.

Primero, mostró que los países ricos no iban a ayudar a los más débiles. En su turno, segundo, la crisis convenció de una manera categórica a los gobiernos de la región de la importancia de la unidad.. La crisis demostró que Petrocaribe y su hermana mayor ALBA, ofrecieron una alternativa concreta y constructiva a la falsa neutralidad del "mercado libre" - que no es otra cosa que el vacío moral de la indiferencia de las élites capitalistas al sufrimiento de las mayorías, sus víctimas.

Entonces, Petrocaribe tiene un significado moral y político mucho más amplio que su aparente contenido económico. Se ve esto en el preámbulo del Acuerdo de junio 2005, que dice:

"CONCLUIMOS que sólo una integración basada en la cooperación, la solidaridad y la voluntad común de avanzar hacia niveles más altos de desarrollo, puede satisfacer las necesidades y anhelos de los pueblos latinoamericanos y caribeños y, a la par, preservar su independencia, soberanía e identidad;

REITERAMOS que PETROCARIBE tiene por objetivo contribuir a la transformación de las sociedades latinoamericanas y caribeñas, haciéndolas más justas, cultas, participativas y solidarias y que, por ello, está concebido como un proceso integral que promueve la eliminación de las desigualdades sociales y fomenta la calidad de vida y una participación efectiva de los pueblos en la conformación de su propio destino..."

Sería una búsqueda larga e infructuosa para encontrar otro proceso económico en el mundo que se base en la solidaridad y que tome como objetivo fundamental eliminar la desigualdad. Aquella inspiración socialista va en conjunto con la insistencia sobre la "independencia, soberanía e identidad." Al basarse en estos principios, Petrocaribe constituye un desafío muy directo a los procesos de la globalización corporativa promovidos por los países capitalistas, del Grupo de Siete, principalmente los Estados Unidos.

La oposición entre la ideología del Petrocaribe y la ideología de la globalización corporativa es la más reciente expresión del viejo conflicto entre los pueblos coloniales y los poderes imperiales de Europa y Estados Unidos. Al fin de la Segunda Guerra Mundial las esperanzas de los pueblos para un mundo mejor, fueron sofocadas y reprimidas por el dominio económico y militar de Estados Unidos y sus aliados Europeos. Los únicos mecanismos para resolver problemas económicos fueron los mecanismos impuestos por ellos - por ejemplo, el Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial.

Petrocaribe y ALBA son alternativas concretas que cambian el balance del poder en la región a favor de los pueblos. Este es el motivo del rechazo a nivel diplomático y el odio a nivel mediático hacia Venezuela y Cuba de parte de los gobiernos y medios de comunicación en los países ricos. Si uno lee las declaraciones de los políticos y funcionarios de los gobiernos de Estados Unidos o de Europa, casi nunca mencionan el aporte de Venezuela o Cuba a la estabilidad económica de la región. Tampoco en los medios de comunicación corporativa de Estados Unidos o Europa se encuentra una referencia positiva a Petrocaribe, o a otras iniciativas solidarias como el programa de salud, Misión Milagro, o el programa de educación, Yo Sí Puedo.

Todo eso presta a Petrocaribe un significado a la vez misterioso y muy extenso cuando se escuchen las declaraciones de funcionarios norteamericanos como Condoleezza Rice, de John Negroponte, de Thomas Shannon y, ahora, de Barack Obama o de Hilary Clinton. Declaran que Presidente Hugo Chávez y sus políticas son una "amenaza" y que "desestabilizan" la región. ¿Por qué entonces se ha unido a Petrocaribe casi todos los países de la región? Las grandes excepciones, casi todos por motivos ideológicos y políticos, son Barbados, Trinidad y Tobago, El Salvador, Panamá y las islas franceses Guadelupe y Martinique.

Lo que los norteamericanos quieren decir es que Petrocaribe contradice y desafía la ideología falsa y fracasada de su capitalismo despiadado. Por ese motivo, sí , "amenaza" y "desestabiliza" su control y hegemonía en la región. Los eventos del primer semestre de 2008 demostraron que ni Estados Unidos ni la Unión Europea ofrecen una alternativa factible al tipo de cooperación hecho posible adentro del marco de Petrocaribe.

El 7 de mayo en Managua se hizo la cumbre regional "Alimentos por la Vida" con representantes de los gobiernos de América Central y del Caribe. Ralph Gonsalves, Primer Ministro de San Vicente y las Granadinas terminó su intervención diciendo:

"Finalmente, debo decir, que no me siento para nada confiado de que los países, aparte de nosotros y los que están sentados alrededor de esta mesa, puedan abordar este problema con toda seriedad. Yo no veo a los americanos ayudándonos, no veo tampoco a los europeos ayudándonos, y de hecho, en muchas ocasiones, cuando traen Programas para diversificación, producción agrícola, etc., perpetúan un fraude entre las personas, elevan sus expectativas, y hay muchas en las pocas entregas que hacen...Yo llevo en el Gobierno ya muchos años, y he estado en la oposición por más tiempo que eso; y esa es mi conclusión después de todas estas reflexiones."

Después de aquella cumbre regional en mayo se hizo una cumbre de los países de Petrocaribe en Maracaibo en Venezuela el 12 de julio. Los representantes al cumbre dieron luz verde a la idea de crear un fondo petro-alimentario para promover la seguridad alimentaria entre los países de grupo. El fondo permitirá la inversión en actividades agropecuarias, ayuda técnica, compra de insumos, equipos y maquinaria y también el suministro de alimentos. Se planteó el fondo específicamente como una respuesta a la volatilidad de los precios de alimentos en los mercados internacionales - otro clavo en el ataúd del "mercado libre".

En resumen, Petrocaribe tiene un amplio significado en múltiples campos. En la economía regional, es una respuesta concreta y realista al colapso del sistema de libre mercado capitalista. Sus iniciativas prácticas ayudan garantizar seguridad energética y seguridad alimentaria a la vez que liberan fondos para responder a las urgentes necesidades sociales de los pueblos. En la geo-política global, Petrocaribe forma parte del desarrollo de un mundo multipolar con la decisión de países de diferentes ideologías de unir sus recursos y buscar como desarrollar su potencial en base de la cooperación, la solidaridad y la complementariedad.

Históricamente, Petrocaribe es la más reciente expresión del imparable marcha de los pueblos hacia la soberana independencia de los agresivos poderes imperialistas. Culturalmente, representa la liberación de las energías latinoamericanas y caribeñas para construir nuevas memorias y sueños, libre de la pesadilla de la dependencia y violencia colonial y neocolonial. Frente al fracaso político, económico y moral del "libre comercio", Petrocaribe ha demostrado que la unidad y la solidaridad entre los pueblos es la única salida hacia un mundo justo, pacífico y próspero para América Latina y el Caribe.